No dejes que nada, ni nadie te robe tu paz.

De un tiempo para acá decidí que nada de lo que ocurriera a mi alrededor dañaría mi paz interior, y si, es fácil decirlo pero es una lucha interna que debes ir tratando de ganar poco a poco. Decidí tomar esta decisión ya que muchas cosas a mi alrededor influían tremendamente en mis sentimientos, así no ocurriera nada conmigo directamente… Las noticias cada vez peores, situaciones que vivía o me contaban, creo que el problema era tomar todas esas cosas como mías y romperme la cabeza pensando en por qué yo no podía resolverlas o tal vez por qué las personas que podían no se hacían cargo… Luego de muchos momentos de reflexión y oración, decidí empezar a soltar todas esas cosas negativas de las que estaba llena y no de la forma egoísta en la que vas a empezar a ignorar todo lo malo y no sentir nada al respecto, pero si de la manera en la que a pesar de que eso estuviese ocurriendo no se apoderara de mi, me estaba haciendo daño, aun puedo recordar como aumentaba mi ritmo cardíaco cada vez que perdía mi paz, intentaba inhalar y exhalar 10 veces y volvía a alinear mi mente, muchas veces perdí y pierdo el rumbo claro que si, pero la clave es tener siempre presente esa paz que quieres mantener, esa serenidad que solo tú tienes el poder de darte a ti mismo, al final creo que termina siendo el mejor regalo y el secreto de la felicidad… Una felicidad sencilla que solo viene de ti.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s